neurodiem-image

Abordar los síntomas “invisibles” de la EM

Las comorbilidades, frecuentes en personas con esclerosis múltiple (EM), contribuyen sustancialmente a su carga sintomática.1,2 Sin embargo, muchos síntomas son “invisibles” y pueden tener un efecto adverso importante en la calidad de vida de las personas con EM. 3,4

Los síntomas invisibles son aquellos que no vemos cuando simplemente examinamos al paciente o nos reunimos con él al inicio. Con muchos pacientes, se tarda tiempo en hablar con ellos y conocerlos antes de que se sientan cómodos y compartan lo que consideran síntomas privados o embarazosos, como problemas sexuales, de vejiga, etc.